Transmutadores de la Tierra: Cómo identificarlos?

Transmutadores de la Tierra: Cómo identificarlos?

A quiénes se denominan Transmutadores de la Tierra? Cómo podemos identificarlos? Ya nos hemos referido antes a los Sanadores Cósmicos. Aquí te contamos sobre su proceso de evolución.

La categoría de Transmutadores de la Tierra es muy compleja de entender y de hecho para muchos sabios, sanadores y esotéricos no existe lo que aquí te vamos a contar.

Para entender un poco más lo que estamos viviendo a nivel de nuestro planeta es necesario volver a mencionar a los Sanadores Cósmicos.

Los Sanadores Cósmicos son seres que vibran en una energía de quinta dimensión y nos impulsan a ella solamente con estar presente en la Tierra. Si bien todos tenemos el potencial, se estima que cerca de 200 mil personas estarían cumpliendo esa tarea de colaborar con la ascensión del planeta.

De los Sanadores Cósmicos surgen los Transmutadores de la Tierra, quienes tienen un papel mucho más activo y consciente para ayudar a nuestro hogar a drenar su energía más densa.

Como nos ha enseñado la Radiestesia, el planeta cuenta con vórtices de energía que ayudan a liberar su radiación y también las vibraciones de baja frecuencia.

Los Transmutadores de la Tierra son almas conscientes de su tarea y ayudan a drenar las «impurezas» energéticas ancladas en el planeta. Aparte de lo que sucede en el plano físico con los destrozos ambientales, algo similar ocurre en el plano astral. Existe una energía muy densa que nos ancla en la Tercera Dimensión. La Tierra para ascender debe purificar o filtrar esa vibración de baja frecuencia y para ello recibe ayuda de los Transmutadores.

Por supuesto que no son muchos, pero sí realizan una tarea potente. Se ubican en vórtices de energía de más de 35 mil unidades Bovis y cumplen con el filtrado de las «malas vibras».

Cómo podemos identificar a los Transmutadores de la Tierra?

Existen algunas características que pueden ayudarnos a identificar a estas personas.

  • Sensibilidad a los campos electromagnéticos. Esto es clave. Las personas muy sensibles a la radiación de celulares o a las geopatías del planeta y que se ven muy afectadas cuando se exponen a ellas, podrían tener el perfil de transmutador.
  • Pueden padecer enfermedades inmunológicas. Estas personas pueden padecer enfermedades como artritis, psoriasis o lupus. Como se encargan de filtrar las vibraciones de baja frecuencia del todo el plantea la energía densa puede provocar que el organismo perciba una amenaza y se defienda, generando inflamación en la piel y en las articulaciones.
  • Tienen sueños vívidos. Es probable que tengan sueños vívidos con personas desconocidas o con lugares muy atestados de cosas y donde no se puede fluir fácilmente. Esas personas desconocidas con las que se sueña de alguna manera pueden ser entes del bajo astral que condensan mucha mala vibra. A veces se puede producir que una picazón en una zona del cuerpo se asocie a un sueño vívido de una persona de baja vibración. Allí se está en proceso de filtrado.
  • Pueden padecer convulsiones nocturnas. Los Transmutadores de la Tierra son capaces de atraer para filtrar mucha energía de baja vibración. Si no se filtra a tiempo puede generar enfermedades como la psoriasis y también cuadros epilépticos, fundamentalmente en la noche cuando se está más expuesto al plano astral.
  • Pueden padecer problemas en el hígado. El principal órgano de desintoxicación de nuestro cuerpo es el hígado. Cuando el transmutador se sobrecarga de energía para filtrar podría generar problemas en ese órgano, como por ejemplo hígado graso.
  • Tendencia a la obesidad o al sobrepeso. Cuando uno conoce a fondo las causas de la obesidad o el sobrepeso se da cuenta que el cuerpo intenta salvarse con el aumento de grasa. Esa grasa lo que hace es encapsular sustancias nocivas para el organismo evitando que circulen por la sangre. Con la energía de baja densidad ocurre lo mismo. Si no se filtra a tiempo se acumula.
  • Pueden ser descendientes de indígenas. Es altamente probable que tengan algún ascendente indígena, ya sea una tatarabuela o más atrás aún. La sabiduría inconsciente del chamán está presente en ellos.
  • Pueden tener vocación para la sanación. Es altamente probable que se dediquen al Reiki, a las Flores de Bach, o a terapias para sanar a otras personas.

Si te identificas con varias de estas características podrías considerarte uno de los Transmutadores de la Tierra.

Aquí te dejamos algunas sugerencias para que puedas cumplir mejor tu tarea.

  • Ten en tu casa y fundamentalmente en tu cuarto y debajo de la cama Orgonitas de buena calidad. No todas las Orgonitas son buenas si eres un transmutador. Consulta.
  • Toma mucho sol. El sol es un gran purificador. Aunque es cierto que el transmutador lo hace en conexión con el sol central de la galaxia, tomar sol ayuda mucho. Obviamente no lo hagas en las horas de mayor radiación. Pero intenta tomar sol todos los días que te sea posible.
  • Bebe agua solarizada. El agua solarizada ayudará a nutrir tus células de energía de alta vibración, ayudando a filtrar mejor.
  • Vive la responsabilidad con alegría. Es cierto que puede resultar complejo todo esto, pero recuerda que fue tu alma la que eligió cumplir con este propósito. No dejes que el ego lleve las riendas.
  • Construye un Biocircuito. Te será de gran ayuda para armonizar tus energías y filtrar las que no son tuyas.
  • Ingiere Flores de Bach. En estos casos te sugerimos Gentian, Walnut y fundamentalmente Crab Apple.
  • Necesitas llevar a cabo una dieta estricta. Intenta dejar atrás aquellos alimentos que pueden provocar alergias sutiles o hasta severas, como los lácteos, el glúten, azúcar refinada, carne roja. Intenta llevar una dieta basada en pollo, pescado, grasas saludables como el aceite de coco orgánico, verduras y pseudo cereales como el mijo, la quinoa y el trigo sarraceno. La fruta no es recomendable porque puede afectar al hígado por su alto índice glicémico, alterando a nuestro órgano como el alcohol.

Esperamos que con este artículo te haya quedado más claro el concepto de Transmutadores de la Tierra. Es una tarea hermosa y llena de amor por todos nosotros.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *